Más carreteras, más tráfico. Menos carreteras, menos tráfico

Más carreteras, más tráfico.

Cuantos más carriles y más facilidades damos a los automóviles, como la disponibilidad de aparcamientos, más coches en circulación tenemos. Sin embargo, nuestro gestores piensan ignorantemente que cuantas más carreteras menos tráfico  ¡y menos contaminación habrá! Ver “La carretera del Polvorín se hará en varias fases por tres millones de euros” (El Faro, 20 de octubre de 2010).Como en nuestra ciudad no hay mucho espacio para ampliar el viario, se recurre a infraestructuras con un altísimo coste económico y ambiental (sumiendo a la ciudad bajo el hormigón):

De manera muy similar, ya tenemos experiencia en España con la burbuja o pelotazo inmobiliario por la construcción del 25% del parque de viviendas en los últimos 10 años. Entre 2001 y 2005 se alcanzan cifras superiores a las 500.000 viviendas nuevas anuales, llegando a 800.000 en los años 2005 y 2006, de las que sólo se ocupan la mitad como hogares permanentes. ¿Son las últimas horas de los pelotazos?

En tiempos de crisis debemos saber que 1 km de carril bici cuesta 150.000 euros aproximadamente; 1 km de corredor para peatones y bicicletas cuesta 250.000 euros; una red completa (mixta entre ocio y laboral) para Melilla puede oscilar sobre los 20-30 km, lo que significa 5.000.000 euros, a desarrollar en una legislatura, lo que seria una verdadera proeza de sostenibilidad. Se puede traducir en 1,2 millones de euros por año, menos que el mas humilde de los aparcamientos. ¿Cuál es la solución?

Menos carreteras, menos tráfico.

¿Menos carreteras, menos tráfico? ¿Al reducir el espacio para el coche, el tráfico no se desplazará a las calles o carreteras más próximas, creando mayores problemas de congestión?

Numerosas investigaciones, como el estudio realizado por Cairns S., Atkins S. y Goodwin P. B. en 2002 como “Disappearing traffic? The story so far” en Municipal Enginieer, donde analizó 70 casos de reducción de espacio para los coches en 11 países diferentes, demuestran tres cosas:

  • Los problemas que se originan son mucho menos que los que se predicen.
  • En la mayoría de los casos se producen reducciones significativas del tráfico, un 21´9% de media, en toda la zona (no solo en la vía sobre la que se ha actuado), si bien en los primeros momentos puede haber un periodo de ajuste.
  • En los automovilistas se producen cambios en el modo de viajar, se buscan destinos o medios de transporte alternativos, se agrupan diferentes propósitos en un mismo desplazamiento, etc.

Podemos encontrar un gran número de ejemplos de evaporación del tráfico  como el centro de Nuremberg (Alemania). Las reducciones de viario realizado en 4 fases entre 1988 y 1993 registraron una importante reducción del tráfico (entre el 20 y el 29%), que no se trasladó apenas a rutas próximas. Otro ejemplo es el cierre del Puente Hammersmith en Londres. Se prohibió el tráfico de coches, pero se permitió el paso de autobuses, bicicletas y peatones. Paradójicamente, en lugar del caos previsto durante el cierre, se registró un descenso del tráfico del 20% en toda la zona, mientras que mejoró mucho el servicio de autobuses. Os dejo un ejemplo más gráfico en el siguiente vídeo:

Los gestores asumen que los niveles de tráfico permanecen estables antes y después de la actuación, lo que no es cierto ni cuando se amplia una infraestructura ni cuando se reduce.Cortamos calles para abrir caminos

Aunque la idea de reducir el viario pueda parecer radical a mucha gente, no lo es más que el brutal cambio que han sufrido nuestras ciudades en menos de 50 años para adaptarse al coche, sacrificando buena parte del gasto público y la calidad de vida.

Debemos reducir el uso del coche y mejorar la sostenibilidad del transporte mediante estrategias que nos faciliten otras alternativas para vivir mejor.

Este post ha sido elaborado a partir del artículo de Paco Segura “Evaporación del tráfico. Reducir el espacio dedicado a los coches para vivir mejor” en la Revista Ecologista, nº 65, de 2010.
Anuncios

Acerca de pepeinef

Profesor de Educación Física
Esta entrada fue publicada en IV. Infraestructuras, NOTAS INFORMATIVAS. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Más carreteras, más tráfico. Menos carreteras, menos tráfico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s